lunes, 6 de julio de 2015

LA SANTA CRUZADA y los hooligans

Cada vez escribo menos, es verdad, pero es que me desborda la realidad y como tengo que ganarme las habichuelas a diario pues como que no me apetece después de la dura “jorná”, ponerme a teclear, para que al final lo único que haga sea esparcir mi bilirrubina por internet.
He aquí al nuevo Doctor House de la ciudad, el Reina Sofía abocado al cierre

Pero hete aquí que un magno acontecimiento en esta ciudad hipócrita ha desatado los fuegos del averno, que yo creo que la ola de calor es tan solo el preludio del infierno con el que nos amenaza una especie de personajes fóbicos por la retirada de un bello y oscuro cuadro de San Rafael.
Y todo porque según una constitución a la que respetamos poco o nada, y que tan solo se enarbola para pedir cabezas si le pitan al himno nacional en un partido de futbol, o se pretende abortar, no vale para nada si de abordar con tranquilidad la laicidad de las instituciones se trata.
Ante tamaño despropósito se han levantado, como era de esperar, los malos perdedores de la rancia y abúlica derecha cordobesa, cosa que entraba dentro de la lógica. Pero además de ellos y en furibunda procesión se han encaramado una “hartá” (aspírese la h) de variopintos personajes de la localidad incluyendo desde deportistas de medio pelo que llegaron a muy poco y tan solo porque los patrocinaba su jefe, hasta más de uno que dice ser republicano a grandes voces, pero que inmediatamente montan un grupo de facebook y arremeten en los medios locales contra esa decisión de quitar símbolos religiosos de las instituciones. Por cierto, con la demagogia baratísima de que lo importantes es el empleo y no los cuadros, cosa que tienen razón, pero que tampoco nos van a caer más parados sin el cuadro de marras.
Pues aquí a mi tan solo me cabe alguna reflexión poco ortodoxa, claro.
A San Rafael lo elevaron de categoría de Arcángel a Custodio por haber sacado a la ciudad de una epidemia en el Siglo XVI. Hecho que como todos sabemos está científicamente demostrado por las miles de autopsias hechas en la fecha por los eminentes forenses del CSI de aquella época. O sea que es una creencia de fe. Y la fe es algo íntimo y personal, cuestión que aquí no parece entenderse. ¿Es lógico que la ciudad se colapse por celebraciones donde la gente se viste muy extrañamente y se critique de la misma manera la marcha del orgullo gay en otra ciudad por lo mismo?.
Espero sinceramente que basados en esa fe, todos esos magníficos “titantos” mil cordobeses que idolatran la efigie o el lienzo, tengan a bien dejar de acudir a los servicios médicos públicos y sigan encomendándose al titular de la parroquia a la que asola la soledad a diario, excepto en la fecha del 24 del 10. Trasladen sus cuitas allí y dejen limosnas abundantes para que se curen. Seguro que se lo agradecerán, y el resto de los usuarios también. Hasta seguro que los de las funerarias apuestan por ello.
Vivimos una involución en la que la religión cada vez juega un papel más determinante, y en vez de aprender más, cada día sabemos menos. Y frente a un responsable de la iglesia aperturista, nos encontramos a toda esta ralea donde tocar un cuadro que se está destrozando desde el punto de vista artístico, en vez de estar en la contemplación de los amantes del arte sacro, representa una afrenta intolerable.
Ambrosio acabará como Juana de Arco como el KKK se empeñe
Desde luego que la ciudad y sus munícipes tienen que ir a por los problemas graves, pero aplaudo que también las formas cambien porque quiero a un cabildo neutro y respetuoso, pero no adorando públicamente y con coste de mis impuestos a una creencia. Esto es constitucional, señores, todos los demás los titantos mil, son tan hooligans como los que pitaban el himno en el partido de final de copa. ¿Se oyen a ustedes mismos?

sábado, 5 de octubre de 2013

LA GRANJA DE LOS IDIOTAS – Cuento del BORRICO y EL TEJON



Erase una granja, que se parecía a un ayuntamiento, donde, tras mucho intentarlo, el Borrico llegó al poder. Este Borrico no era el principal del gobierno, pero era el muñidor en la sombra. El que se encargaba de las tareas sucias.
En ese poder llevaba ya varios años un Tejón, criatura mustélida de patas cortas e ideas aún más cortas, que medraba en él, muy agusto ya que el poder le era grato debido a su complejo de mal bicho.
El Borrico tenía una obsesión, demostrar que los anteriores ocupantes del poder eran malos. E inició, ayudado por las zorras y víboras de la granja que habían estado en los aledaños del poder en el anterior gobierno de la granja, una búsqueda de asuntos sobre los que poder apoyarse para su fin.
El Borrico descubrió que el Tejón había sido tremendamente malo en su gestión, e incumplido muchas normas de comportamiento animal, en la edificación de los nuevos graneros y porquerizas. Así descubrió que muchos asuntos se habían quedado en el cajón de el Tejón, sin denunciar y sin actuar contra los defraudadores.
Ambos, Borrico y Tejón se dedicaban en las asambleas de animales de la granja a lanzarse gruñidos e insultos, pero después se llevaban bien. Ya llevaban años repartiéndose el poder y dejando tras de si muchos cadáveres de otros animales afines. Y al final se guardaban los lomos el uno al otro.
Así pues  le dijo al Tejón. "Si investigamos tu comportamiento te vas a caer con todo el equipo, queremos sangre de alguno de tus socios para que se note que estamos nosotros en el poder".
El Tejón, rastrero y comedor de gusanos, se asustó y les puso en bandeja la posibilidad de cargarse a una Cabra que había estado echándoles una mano en la anterior etapa. Total que más le daba aél, no era de su establo y además la cabra iba por libre.
A la cabra le había tocado llevar un gallinero y una conejera que estaban llenos de conejos y gallinas llevados por el Borrico y el Tejón. O todas las gallinas y conejos habían llegado a ese sitio por recomendación de ambos. Incluso llegaron a meter una zorra durante la etapa de la cabra para llevar el control de los huevos puestos, que se apareaba con el Borrico de forma innatural. Y aprovechaba para vender parte de los huevos de tapadillo fuera del control.
La cabra descubrió lo de la zorra y trató de denunciarla al Tejón pero a éste no le interesaba, total todo el mundo robaba algo en la granaja aquella, y ésta zorra además actuaba con el consentimiento y conocimiento de su amigo el Borrico.
Como la denuncia de la Cabra a la Zorra se hizo pública, el Borrico pactó con el Tejón dejarlo a él en paz por sus irregularidades pero obteniendo su apoyo para cargarse a la Cabra, y así se gestó.  
Así es que el Tejón Borrico se deshizo en elogios hacia la tarea del Tejón, encubriendo sus fallos y tratando de matar a la cabra de paso, pero resultó que pese a rebuscar en todo el establo, no encontraron nada que la cabra hubiese sisado. La cabra había sido honrada.
El Borrrico, se apareaba ahora con la Zorra a menudo, ésta levantaba la cola y se ponía de patas abiertas a cualquiera que pudiera ofrecerle posibilidades de promoción dentro de la granja, y rajó de lo lindo de la cabra, que le había quitado su medio de enriquecerse.
Así es que la cabra se vio abocada a tener que acudir al granjero como supremo poder dentro de la granja. El granjero vio que la cabra era buena y que tan solo era inconsciente de la maldad que la granja acumulaba entre los bichos que había allí.
Y así el granjero exculpó a la Cabra, que desde entonces no volvió por la granja, (No se me vaya a pegar la idiotez y maldad que por aquí acecha, dijo al irse).
La Zorra fue pillada en varias ocasiones en posturas poco decorosas ofreciendo sus favores a cambio de reconocimiento, pero al final el resto de los animales de la granja la repudiaron porque de tanto aparearse terminó portando graves infecciones.
El Tejón fue el responsable de que muchas gallinas y conejos de la granja fuesen inmolados por tapar sus vergüenzas, pero como a él le importaba muy poco el resto de los animales diose grandes golpes de pecho, y dejó que se los llevaran al matadero.
Y el Borrico, inútil y fiel a su especie, siguió dando coces sin ton ni son, hasta que un día en su obcecación se despeñó por un monte y reventó.
Y colorín, colorado, esta fábula se ha acabado.

jueves, 12 de septiembre de 2013

Irresponsabilidad general



Táchenme de lo que quieran, pero lo del accidente de tren gallego, ya empieza a darme mala espina. Resulta que el juez ha solicitado nombres de los responsables de la señalización y seguridad de la vía. Y el Ministerio de Fomento, en esa voluntad que les caracteriza de no asumir nada de responsabilidad, no solo le ha mandado un listado interminable de nombres, sino que ha añadido a los diseñadores del trazado y cargos políticos del gobierno anterior.

No crean que me quejo de eso, ni mucho menos. Si hay que llegar hasta las últimas consecuencias se llega. Pero quiero que eso se lleve a cabo en cada uno de los cientos de accidentes que se producen en las carreteras españolas día a día. Porque si vamos a hablar de cifras, 80 muertos son una dieciseisava de los más de 1300 que caen al año en esas carreteras, del Ministerio de Fomento también.


Si en el accidente de Santiago van a llamar hasta al albañil que ponía las traviesas, quiero que en cada accidente de tráfico llamen hasta al tío de la gorra que pintaba las rayas en la carretera. ¿Porqué el accidente de una carretera se da por sentado que el culpable de la misma siempre es el conductor, y/o el exceso de velocidad?, y el peralte de la vía, ¿estaba correcto?, y el asfalto, ¿estaba perfecto?, y la visibilidad de la zona ¿se había previsto cuando se diseño la carretera?, y… añadan lo que gusten, seguro que si revisamos a fondo cada uno de los accidentes encontraremos una causa ajena al conductor que le exonere de culpa.

¿Cuántos accidentes se han producido en la famosa curva de la Torrecilla durante tantos años?, a qué ingeniero o responsable de obras públicas han imputado por ellas?.
Lo que quiero decir es que, sin quitar razones, cada cual asume una responsabilidad en su tarea diaria, un mecánico que no apriete bien una tuerca en un taller puede causar la muerte de una familia, por lo que asume una responsabilidad en su trabajo. Si pretendemos que todo lo hagan las máquinas perderemos nuestra capacidad de decisión. Asumir nuestra responsabilidad en cada ocasión no significa más que un gesto de honradez y de saber que el trabajo esta bien hecho. 
Si la vía estaba en malas condiciones, ¿Por qué no se denunció por quien correspondía en su momento?, ¿porqué el mismo maquinista había pasado cincuenta veces sin problemas por allí?, el corporativismo, la defensa de la irresponsabilidad, solo contribuirá a que nos coloquen un dispositivo automático y echen a los maquinistas de Renfe, un colectivo muy bien pagado por la responsabilidad que asume, por cierto.

Si se investiga, que se investigue todo, en la carretera hay miles de curvas mal hechas, miles de kilómetros mal asfaltados, miles de despistes que no terminan en accidente porque debe haber ángel de la guarda, pero por favor, no seamos tan irresponsables que jamás asumamos nada. 
La culpa es del maestro, que me tiene manía. ¿verdad?

sábado, 10 de agosto de 2013

Genética y humanidad a dos velocidades


He estado y estoy a favor de la investigación medico genética. Siempre pensé que los avances en esa rama de la ciencia permitirían erradicar algunas enfermedades y plagas mundiales, sobre todo en niños. Por eso alcé mi voz cuando la iglesia española se posicionó frente a este tipo de investigaciones, y el gobierno actual también frenó las lineas de ayuda para esta investigación.
Sin embargo poco a poco empiezo a variar mi percepción de la situación. Como en todo lo que pasa en este mundo, las ideas son maravillosas, pero la gente que las utiliza las hace execrables y abominables.
A raíz de la operación de Angelina Jolie, saben ustedes que se han multiplicado los beneficios de Myriad Genetics.
¿Porque?  Porque esa empresa tiene patentado, lo que hay que oír, tiene patentado un gen humano, el BRCA1. Saben lo que significa, que si usted quiere hacerse lo mismo que Angelina, deberá pagar una cifra muy importante para la detección del gen, prueba que se cifra en este momento en mas de 5.000 dólares. ¿Esto es asequible para la mayoría?
Llegado este punto la situación me preocupa. Mucho.
Acuden a mi las imágenes de Johnny Mnemonic 


En unos días llega a nuestras pantallas Elysium. Hollywood, siempre ha tenido entre sus pocas virtudes, la de hacer cábalistica con el futuro, y parece que esta vez no van demasiado descaminados. 
En el 2154, existen dos clases de personas: los ricos, que viven en una estación espacial avanzada llamada Elysium, construido por la Corporación Armadyne, y el resto, que viven en una superpoblada, tierra arruinada. La Secretaria Jessica Delacourt decidió conservar el lujoso estilo de vida de los ciudadanos de Elysium, emplea al psicótico mercenario Kruger para eliminar los inmigrantes ilegales que intentan llegar a Elysium y utilizar sus avanzados Med-Pods.
Alguien puede garantizarme que esto no será una realidad en un período más breve que el marcado en la película.
Miedo me da. Porque ya hay clínicas en Estados Unidos, donde los padres acuden a que les fabriquen el feto a la carta, ¿Es ésto justo? ¿Iniciamos ya la generación de dos tipos de personas?
Porque si esto lo consideamos justo, lo siguiente viene de camino. La industria más poderosa del mundo, la que genera más beneficios, no es la de la energía, ni la prostitución, ni tan siquiera la droga, es la industria militar.
Y ya andan afilándose los dientes. Se pueden crear armas genéticas, nada de gas mostaza simplón, que va, armas para afectar a los portadores de determinados caracteres genéticos, provocando solo enfermedades específicas.
Pero no es solo eso, se podrán crear especies determinadas de soldados, soldados sin miedo, sin escrúpulos, sin pensamiento, con resistencia infinita.
Esto ya no es lo que nos vendieron, esto ya no esta en manos de los gobiernos, sino de las empresas, y las empresas no se han hecho para ser ONG's están creadas para ganar dinero, a costa de lo que sea. No me digan que habrá compromisos, si lo pueden hacer lo harán, no hay mas que ver como lo hacen ahora.
El futuro ya no es ni siquiera nuestro, será de los que puedan pagárselo.

miércoles, 14 de noviembre de 2012

Sobre la codicia (rompo mi huelga)

¿Qué pensáis queridos lectores acerca de esto? 


Si el amor al dinero, que es codicia, es la raíz del mal, se deduce que el mayor bien se obtendrá con su erradicación.
Como la codicia no existe en el vacío, sino que existe en sus portadores humanos, se deduce que la forma de erradicar la codicia es erradicar a sus portadores.

 El buen pastor selecciona el rebaño, separando la oveja enferma de la oveja sana, porque está bien detener la extensión de la infección.
Aunque la paciencia es una virtud, no es pecado perderla contra la codicia. No es pecado alzarse en armas contra los lobos que devoran a las crías.

Esta es nuestra declaración de guerra contra los vanidosos portadores de la codicia, los carteristas que se llaman banqueros ayudados por los ganchos de los políticos, los piojos del coche oficial, los gusanos del mercedes.

Liberaremos la tierra de un contagio definitivo, portador tras portador, sustituyendo el silencio de la pasividad por cráneos destrozados hasta que la tierra esté limpia, cráneos destrozados hasta que el rebaño este seleccionado, cráneos destrozados hasta que la raíz de todo mal muera y sea arrancada de la tierra.
Esta enorme y creciente injusticia está guiada por la codicia de los poderosos y el poder de los codiciosos. Además el control que esta clase vil y devoradora ejerce sobre los medios es virtualmente absoluto. Los canales de comunicación (canales que en manos libres podrían ser agentes de cambio) son poseídos, dirigidos e infectados por macro corporaciones y por individuos multimillonarios, cuyos intereses están motivados por el carácter virulento de la codicia. Esta es la situación desesperada que nos fuerza a nuestra conclusión inevitable, a nuestra clara resolución y a nuestra acción directa.

La codicia se extiende en una familia como la sangre séptica en el agua de la bañera. Infecta todo lo que toca. Por consiguiente, las mujeres y los hijos que presentáis como objetos de pesar y compasión también deben ser destruidos. 

Los hijos de la codicia son malvados, y malvados son aquellos a los que abrazan. Así pues, ellos también deben ser destruidos. Todos aquellos a los que presentáis para que los necios del mundo los consuelen, todos deben ser destruidos, todos los relacionados por sangre o por matrimonio con los hijos de la codicia.

Consumir el producto de la codicia es consumir su mácula. El fruto deja su marca. Los beneficiarios de la codicia son portadores del pecado de la codicia y han de recibir su castigo. Morirán en el foco de tu alabanza. Tu alabanza será su perdición. Tu lástima es un veneno. Tu compasión los condena a muerte.


El mundo se ha vuelto loco. La codicia se disfraza de ambición loable. La riqueza finge ser prueba de talento y valor. Los canales de comunicación han caído en manos de monstruos. Se exalta lo peor de lo peor.

Con los demonios en los púlpitos y con los ángeles olvidados, corresponde al honrado castigar aquello que la locura del mundo recompensa.